Pompeya

9:40 p. m.
Título: Pompeya
Director: Paul W. S. Anderson
Duración: 102 minutos
Reparto: Kit HaringtonEmily BrowningJared HarrisKiefer SutherlandCarrie-Anne MossJessica LucasSasha RoizCurrie GrahamJoe Pingue
Sinopsis: Pompeya, año 79 d.C. Milo (Kit Harington), un esclavo convertido en gladiador, ve cómo a su amor, la joven Cassia (Emily Browning), la obligan a prometerse con Corvus (Kiefer Sutherland), un corrupto senador. Cuando el Vesubio entra en erupción amenazando con destruirlo todo, Milo intentará salvarla... mientras todo se derrumba. (FILMAFFINITY)



Creo que es a la primera película que voy al cine a ver sin ideas preconcebidas, y es que ya llevaba más de un mes mi hermano diciéndome de ir al cine y nunca iba y como quería ver esta (él, no yo) pues cedí para que pudiese verla. Yo por el título deduje que se trataría sobre la leyenda de la ciudad sepultada por un volcán, de ahí no sabía nada más ya que ni trailers he visto.

Comenzamos donde la aldea de rebeldes al que pertenece Milo es asediada por las tropas de Corvus. Éste finge que está muerto, y cuando se ve solo decide ponerse en marcha hacia ningún sitio pero es capturado como esclavo. Es así como lo encuentra el que organiza las peleas de gladiadores (no me acuerdo del nombre). Pero no contaré más porque sino ya haría spoiler y es lo que realmente importa en la película.

Veos como un pequeño lío amoroso aunque no va a mayores, y es que la joven Cassia queda enamorada al instante de Milo pero tiene a Corvus pegada a su culo para que se case con él a cambio de no decir que el padre es un traidor a Roma (en realidad no lo es). Pero a par de este lío, triángulo amoroso nos encontramos como el Vesubio se va preparando para erupcionar y cuando lo hace la catástrofe que provoca.

La verdad es que me ha gustado mucho y lo he disfrutado como una enana. Y puedo decir que es la primera vez que a una película se le puede decir que es en 3D ya que sus efectos eran tan reales que daba la impresión de que al estirar las manos cogería las cecinas. Y eso que he visto bastantes películas en 3D pero esta si que se ha notado ese efecto.

Por otro lado nos encontramos con los personajes. Milo es un joven gladiador que queda huérfano desde bien chico y su único propósito en la vida es vengarse por lo que le hicieron a su aldea.

Cassia fue enviada a Roma para formarse, pero cansada de Corvus y de ver como jugaba con todas las jóvenes decide regresas a casa, pero en su camino se encontrará con Milo, un joven algo especial.

Corvus es el senador corrupto que solo piensa en casarse con Cassia y matar a Milo al darse cuenta lo que ésta siente por el gladiador. Sin embargo, nada sale como él quiere y lo pagará bien caro.

Como personaje también destacable el compañero de prisión de Milo, el cual trata de hacerse amigo de Milo pero no le será fácil. Al final terminan luchando por una misma causa.

Y como creo que ya he contado demasiado, lo dejo aquí.


Gracias por leerme.
Besos ^^


5 comentarios:

  1. Pues no sé, lo cierto es que la imaginaba de otra manera, a mi los triángulos amorosos en el cine me llegan a exasperar así que no sé si terminaré viéndola.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El lío amoroso está como algo más secundario. Lo principal es la política entre Pompeya y Roma.

      Eliminar
  2. La tengo descargada para ver, y de este fin de semana no pasa. Me alegro de que la valoración sea positiva, si no a lo mejor la iba alargando ^^
    Gracias por la recomendación!

    ResponderEliminar
  3. Yo la vi hace poco y psé... No digo que no me gustara, pero tampoco es para tirar cohetes, bajo mi punto de vista.
    A mi lo que no terminó de buscarme es que pasa sin pena ni gloria, no profundiza en la tragedia que ocurrió. Después, los personajes... Es que no me creí su amor ni por un segundo.
    Pero bueno, es entretenida y se deja ver.
    No todos podemos estar siempre de acuerdo, no??? si no el mundo sería muy aburrido :P
    BESOTES

    ResponderEliminar
  4. No sé si lo veré. Seguramente sí xDDD

    Un beso^^

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.